México: ¿recuperar la soberanía perdida… en España?

España y México han tenido relaciones difíciles desde la adhesión de Andrés Manuel López Obrador (AMLO) a la presidencia en diciembre de 2018. Estas noticias han dado un giro muy complicado en las últimas semanas con motivo de las conmemoraciones patrióticas mexicanas celebradas en cascada …

México honró la memoria del “Libertador” sudamericano, Simón Bolívar, el 24 de julio, y de los “nativos” derrotados de la conquista española el 13 de agosto. 24 de agosto de 200Y aniversario del Tratado firmado en Córdoba que sancionó la derrota del virrey español, y el 28 de agosto de 200Y aniversario de la independencia de Chiapas, fueron objeto de manifestaciones en presencia del Jefe de Estado. Finalmente, el 27 de septiembre se dedicó una jornada solemne al recuerdo de la entrada a México en 1821 de las tropas del general criollo Agustín de Iturbide, quien tras cambiar de bando, proclamó la independencia y la creación de un Imperio. .

El presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, ha recibido en estas diversas ocasiones delegaciones de muchos países extranjeros, americanos, asiáticos y europeos. Excepto el español. Solo participó el embajador, garantizando un protocolo mínimo. Más allá de estos hechos que son intrínsecamente difíciles de vivir para la antigua potencia colonial, ¿han revivido voluntariamente su contexto conflictivo, han permitido que Madrid esté presente?

El jefe del Ejecutivo mexicano, de hecho, se lo ha pedido públicamente a España desde que asumió el cargo el 1Y Diciembre de 2018, para disculparse por colonizar México en 1521. Escribió al rey Felipe VI el 1Y Marzo de 2019 para pedir indulto público. Ha informado en repetidas ocasiones, con pesar, que no había recibido ninguna respuesta suya: en noviembre de 2019, en agosto y en septiembre de 2021.

El 30 y 31 de enero de 2019, el presidente del gobierno español, el socialista Pedro Sánchez, fue a México para tomar contacto con un jefe de Estado que no sale al exterior: un homólogo que también es miembro de una formación de izquierda, MORENA (Movimiento de Regeneración Nacional). También vino a agradecer a México por acoger a casi 25.000 refugiados republicanos al final de la Guerra Civil española. Sin embargo, este contacto bilateral no fue seguido. España, habiendo vacilado, se ha cerrado desde entonces a una posición de espera.

Visto en otro lugar, la perpetuación de estas disputas tiene un lado inusual. La responsabilidad de los españoles de hoy por hechos que se remontan a quinientos años no puede darse por sentada. Especialmente en México como en otras partes de América Latina, la independencia fue el resultado de criollos de origen español que perpetuaron la marginación de las poblaciones indígenas y africanas. A excepción de Benito Juárez, desde Agustín de Iturbide hasta AMLO, todos los jefes de Estado mexicanos han sido y son de origen europeo. La madre de AMLO es hija de un emigrante republicano español nacido en Santander. Lejos de ser los herederos directos de los aztecas, los mexicanos de hoy son mestizos, como su presidente.

¿Por qué entonces en tal contexto este implacable anti-mexicano gachupin[1] ? Sobre todo porque las limitaciones actuales de México, ya sean económicas, migratorias, políticas, sanitarias, de seguridad, claramente no son españolas. Son norteamericanos. Además, casi el 50% del territorio mexicano fue anexado entre 1846 y 1853 por el vecino del norte. A pesar de estas realidades históricas como la de hoy, el único viaje al exterior, realizado por AMLO, la empresa matriz en principio, fue un viaje a Washington para reunirse con el candidato presidencial Donald Trump unas semanas antes de las elecciones presidenciales.

La agenda externa de México está sujeta a los deseos de Washington, ya sea el comercio bilateral, la seguridad o la gestión de los flujos migratorios. La guardia nacional, por ejemplo, buscada por AMLO para garantizar la seguridad interna, se despliega en las fronteras para frenar el flujo de migrantes. Como Estados Unidos, México ha organizado vuelos para la repatriación de voluntarios haitianos a Puerto Príncipe desde finales de septiembre.

Para romper esta contradicción entre el seguidor de Estados Unidos y la defensa de la soberanía, la palabra de AMLO apunta al intruso que ingirió antes: el colonizador español. Cuanto más aumenta la presión del Norte, más recuerda el discurso oficial las fechorías cometidas por Madrid hace cinco siglos. Estos discursos ciertamente van acompañados de declaraciones que promueven el multilateralismo, la defensa de la soberanía colectiva y en particular la de Cuba en presencia de su presidente. Mais en même temps, AMLO a souhaité dans l’une de ses intervenciones que les États-Unis “aient une économie forte” pour que la souveraineté latino-américaine ne soit pas, à l’horizon 2050, menacée par la puissance montante de la Porcelana.

El Ministerio de Relaciones Exteriores español no tuvo más remedio que señalar su ausencia de estas agresivas ceremonias patrióticas, en ausencia de una invitación oficial. El único consuelo para Madrid, desde Chiapas, es que el EZLN (Ejército Zapatista de Liberación Nacional) envió un feroz mensaje al presidente AMLO: “Basta manipular el pasado lejano para justificar los crímenes actuales con demagogia e hipocresía … perdón España”.

________________________

[1] Apodo dado en México a todos los españoles. La madre de AMLO es hija de un exiliado republicano de Asturias.

Reinaldo Tobar

"Escritor amigable con los hipster. Entusiasta de la televisión. Organizador. Emprendedor general. Pionero de Internet".

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.