Muerto: Chef y pedagogo, mostró cómo realzar la cocina de sus antepasados ​​- 20/06/2022 – Cotidiano

Reunir a los invitados en torno a la mesa de su casa, en el barrio de Tororó, en Salvador, fue motivo de alegría para Joana Angélica Moreira. Tanto es así que, en 2013, el hobby se convirtió en el proyecto Ajeum de Diáspora —ajeum significa “comida” o “comer juntos” en yoruba.

La iniciativa creó recetas basadas en platos creados por comunidades negras de todo el mundo y puso en práctica las enseñanzas de las mujeres de la familia. El menú fue diseñado para evocar la memoria ancestral de Angélica, quien además de chef, también fue pedagoga.

“Ajeum nació sin pretensiones como resaca de Carnaval. El domingo siguiente la gente empezó a preguntar si volverían a almorzar y las cosas empezaron a tomar forma”, cuenta su hija mayor, la periodista Daza Moreira.

Invitados como la filósofa y activista de los derechos civiles en los Estados Unidos Angela Davis, la escritora Conceição Evaristo y los actores Antônio y Camila Pitanga, por ejemplo, se sentaron a la mesa de Angélica.

“La idea era dialogar, potenciar los saberes ancestrales, no solo con la cocina afrobahiana, sino con platos de Cuba y hasta de Nueva Orleans (EE.UU.)”, explica Daza. “Nuestra mamá aprendió a cocinar con nuestra abuela, con sus tías y también en Candomblé”.

A través de Ajeum, Angélica viajó a México y varios estados brasileños. El año pasado lanzó el libro Memórias da Cozinha Ancestral, que reúne conocimientos, recetas e historias de la infancia.

Nacida en Itaquara (BA) el 23 de junio de 1959, la hija de Maria do Carmo con Durval murió a la edad de 62 años, el día 5, debido a complicaciones provocadas por un tumor endometrial.

“Claro que para su cumpleaños hizo un lindo sarapatel. Ya era una tradición”, dice Daza. Otras recetas favoritas de la mano eran el puchero, la feijoada y el vatapá. “Al último lo persiguió para intentar hacer lo mismo que mi abuela”, recuerda.

La desaparición de la cocinera, escritora y activista fue lamentada por el espacio cultural y museo Casa do Benin, por el terreiro Ilê Axé Opô Afonjá -en el que fue ajoie de Oxum (cargo femenino elegido por el regente de la casa orixá)- , y por artistas como Carlinhos Brown y Nara Couto.

Además de su hija mayor Daza, de 35 años, Angélica ha dejado a la bailarina Inaê, de 31 años, y a la directora Safira, de 30, a sus nietos Ayomi, de 2, Amani, de 7 meses, y al recién nacido Malik, además de los hermanos Jorge, Nilton, Leda. , Elvira y Rita.

column.obituario@grupofolha.com.br

Ver los anuncios de muerte

Ver los anuncios de misa

Alejandra Camero

"Fanático de Internet. Orgulloso experto en redes sociales. Experto en viajes. Aficionado a la cerveza. Académico de la televisión. Introvertido incurable".

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.