En México, este “tren maya” que los mayas no quieren

ENCUESTA – El faraónico proyecto del presidente López Obrador transportará turistas y mercancías a través del vasto sureste de México. Pero a pesar de los beneficios esperados de las empresas, las consecuencias sociales, económicas y ambientales preocupan a las poblaciones locales.

Mérida (México)

Le Figaro

El faraónico proyecto del presidente López Obrador transportará turistas y mercancías por el vasto sureste mexicano. Pero a pesar de los beneficios esperados de las empresas, las consecuencias sociales, económicas y ambientales preocupan a las poblaciones locales.

“LY El nombre de “Tren Maya” es una broma de mal gusto. Como si eso fuera suficiente para aprovechar “, respira Alberto Velázquez, sentado en una gran casa colonial reconvertida en café en el centro de Mérida. El antropólogo de piel cobriza creció en la capital del estado de Yucatán, en el sureste de México. Apodada “la ciudad blanca”, Mérida fue una vez reservada para los descendientes de los españoles, los mayas fueron confinados a las aldeas circundantes. La familia de Alberto Velázquez proviene de Ticul, a 85 kilómetros.

Con una asociación de defensa de los derechos humanos, Indignación, se opone al “Tren Maya”, el gran proyecto de desarrollo turístico e industrial.

Este artículo es solo para suscriptores. Aún te queda un 89% por descubrir.

La libertad no tiene fronteras, como tu curiosidad.

Continúa leyendo tu artículo por 1 € el primer mes

¿Ya registrado? Acceso

Reinaldo Tobar

"Escritor amigable con los hipster. Entusiasta de la televisión. Organizador. Emprendedor general. Pionero de Internet".

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.