Adaptado en Criciúma, Lucas Xavier elogia a hinchas de Tigre: “Fantástico”

La temporada del Criciúma no ha hecho más que empezar, pero poco a poco los debutantes van conociendo de cerca la pasión de la afición del Carvoeiro. el es el atacante luca javier, quien jugó en el fútbol mexicano durante cinco temporadas hasta que fue repatriado por Tigre. A sus 27 años, el jugador dice que se ha adaptado al sur de Santa Catarina y espera devolver al campo el cariño recibido en la Capital del Carbón.

“Siempre supe las dimensiones y la tradición de Criciúma en el escenario nacional. Estoy muy feliz y motivada de ser parte de esta historia y tengo muchas ganas de dejar mi nombre marcado con una buena impresión. El público es fantástico, es una de las mayores motivaciones que tenemos para correr y jugar para ellos. Es una multitud diferente a las demás”, alaba.

Confiado en el proceso

Lucas Xavier ha jugado en seis de los diez partidos oficiales del Criciúma en la temporada. Ha habido cuatro partidos de Série B y dos de Copa do Brasil. La más llamativa fue ante el CRB, en casa de Heriberto Hülse, cuando ingresó a la cancha en el minuto 29 de la fase final y en el minuto 30 vio el tercer gol de Tigre, anotado por el delantero Hygor.

“Poder llevarme bien con el defensor y pelear con él. Y cerca estaba Caio Dantas, que ayudaba con la presión y nos robaba el balón. Luego le di el pase a Hygor que anotó. Recuerdo que corrí afuera, salté sobre la valla publicitaria y comencé a saltar junto con todos los demás”, recuerda.

Aprende en México

A los 27 años, Lucas Xavier encontró en Tigre un proyecto y la estructura adecuada para seguir evolucionando en su carrera. Estando en México jugó en Juárez, Mineros, Dorados y Atlante, de donde salió para cerrar con Tigre. En Brasil jugó para Bragantino, Independente de Limeira, Rio Claro y Audax. La experiencia fuera de Brasil le dio al delantero las lecciones esenciales para aportar al Criciúma en la Serie B, como evalúa el número 21.

“En el fútbol mexicano aprendí mucho tácticamente porque ahí se exige mucho a los atletas, es un fútbol de mucha fuerza física y mucho correr. Tuve compañeros de selecciones sudamericanas y mexicanas en mi equipo. También jugué contra grandes jugadores y eso me ayudó a evolucionar. Sé que me voy del país a temprana edad directamente a México y ese aprendizaje se ha quedado conmigo: es decir, dedicarme mucho más al equipo que a mí mismo, entonces creo que esto me ayudará mucho en la Serie B”. él dice.

El próximo partido de Criciúma en la Serie B está pautado para el viernes 27, cuando Tigre reciba a Cruzeiro en el estadio Heriberto Hülse. El partido es válido por la jornada 9 de la Serie B.

Colaboración: Thiago Hockmüller / Pro Player Assessoria

Eulália Escoto

"General ninja de la cerveza. Erudito de Internet. Adicto a la web amigable con los hipster. Lector orgulloso. Se cae mucho".

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.